Casa-Palacio

 

PALACIO DEL MORAL.GUADRAMIRO

Escalera de acceso a la Casa-Palacio del Moral

 

Actualmente queda en Guadramiro una casa-palacio hoy dividida en dos viviendas a las que se le han adosado otras dos viviendas modernas que afean mucho el edificio. Por si no fuera poco una tapia divide el patio y la fachada antigua. A pesar de ello, se ha conservado muy bien la fachada, con sus dos balcones , escudos y cornisas.

 

Tambien tiene esta casa una imponente escalera antigua para dar acceso al patio o jardín.

La casa ostenta 4 escudos nobiliarios, cuyas fotografías adjuntamos.

Uno de los cuatro escudos de la casa-palacio en Guadramiro.

 

Uno de ellos, ubicado inmediatamente bajo la cornisa que discurre bajo el alero del tejado, corresponde al linaje Diaz de Ledesma, mientras que el otro escudo, colocado a media altura de la fachada de la casa en cuestión, lleva entre otras, armas de los Godínez, Maldonado y Paz, las mismas que también aparecen en un escudo que hay en el suelo de la iglesia parroquial.

Uno de los cuatro escudos de la casa-palacio en Guadramiro.

 

Posiblemente, tanto esta casa como algunas de las otras que pertenecieron a los Señores de Guadramiro, los Marqueses, fuesen adquiridas a finales del siglo XIX, por miembros de otros linajes emparentados, mediante alianzas matrimoniales, con los Marqueses de Castellanos, a juzgar por la presencia, en los referidos blasones, de representaciones heráldicas de los Díaz de Ledesma, Rodríguez de Ledesma, Nieto y otros.

Sobre este particular, consideramos oportuno recordar que el linaje Diaz de Ledesma figura representado en uno de los cuarteles del escudo existente en la fachada de la casa Solís, en Salamanca.

En cuanto al linaje de Rodríguez de Ledesma, sus armas aparecen en un escudo procedente del desaparecido palacio del duque de la Roca y hallado en el Campoo de Tiro, y, también en otro que blasona la fachada del propio edificio del palacio de Figueroa, actual sede del casino de Salamanca, en el que se hallan representadas las armas de esta última familia.

Uno de los cuatro escudos de la casa-palacio en Guadramiro.

Como ya ha observado el profesor Álvarez Villar, es posible rastrear una posible alianza Figueroa-Rodriguez de Ledesma, habiendose costatado la existencia, en el siglo XVI, de un matrimonio entre un Figueroa y una María Maldonado, familia ésta última, tan ligada, como es sabido, a la localidad de Guadramiro.

Por cierto que un Rodriquez de Ledesma fue quien fundó el hospital de San José de Ledesma, que como tal, figuraba en el siglo XVIII.

Vista de una de las puertas de la casa-palacio de Guadramiro.